Articulos

¿Cómo desarrollar relaciones saludables con tu familia?

Como si fuéramos arquitectos o constructores de edificios, para construir una relación interpersonal saludable también requerimos utilizar buenos materiales o materiales de calidad. En la relación familiar existen cinco fundamentos básicos que debemos tomar en cuenta:

El primero de ellos es el respeto, si respetas a tu pareja, él o ella te respetará también a ti, lo propio con los hijos, si los respetas, ellos te respetarán.

El segundo elemento es el amor, no puedes esperar que te amen si tú no demuestras amor primeramente.

El tercero es el conocimiento, es importante que conozcas lo que tu pareja piensa, y siente, conocer su ser interior; esto es posible solamente pasando tiempo de calidad en la comunicación, lo mismo se aplica para la relación con tus hijos.

El cuarto elemento es la confianza, sino confías en tu pareja, no solamente te haces daño interiormente a ti mismo, sino también lastimas a tu cónyuge. El confiar en tu pareja le proporciona más seguridad para hacer las cosas correctas, este mismo principio puedes aplicar con tus hijos.

El quinto elemento es el principio del acuerdo. ¿Dónde podrán llegar dos personas si no se pusieren de acuerdo?  Como pareja deben establecer un principio de acuerdo respecto a las finanzas, a la educación de los hijos y a cada actividad importante a realizar. Para todo esto, tiene que existir previamente un acuerdo en la pareja y luego deben proponerse respetar esos acuerdos.


¿Cómo descifrar lo que su esposa realmente quiere decir?

Mi esposa y yo hablamos el mismo idioma, pero después de 17 años de matrimonio llegué a la conclusión de que ella, y la mayor parte de las mujeres tienen un código secreto femenino que sólo ellas entienden perfectamente y los hombres no.

Pero tengo buenas noticias para todos esos sufridos hombres que piensan que es imposible entender a las mujeres,  presten atención a la siguiente clave para decodificar las palabras de su esposa:

1.  “Estoy bien” significa “realmente no estoy bien, pero no estoy lista para hablar de ello”. De seguro que como esposo escuchó esa frase clásica. Cuando la vuelva a escuchar, debe saber que ella ciertamente no está bien. Y a pesar de que desee ayudarla a solucionar las cosas en ese momento, mejor le sugiero que simplemente le dé tiempo y espacio a su esposa. Sin embargo, asegúrate de dejarle saber que lamenta mucho si usted hirió sus sentimientos de alguna manera, y que también está listo para hablar del asunto cuando ella lo esté.

2.  “¿No saliste con tus amigos el pasado fin de semana?” significa “Sé con seguridad que saliste con tus amigos el pasado fin de semana, y deseo pasar tiempo contigo este fin de semana”. Su esposa está muy consciente de cómo gasta usted su tiempo. Yo sólo tengo que recordarle que donde usted invierte su tiempo es una señal de lo que valora. Ella quiere ser valorada y amada. Está bien que pase tiempo con sus amigos, pero asegúrese de que su esposa sepa que ella es y será siempre la persona más importante de su vida.

3.  “¿Cómo estuvo tu día?” significa “Quiero reconectarme contigo”. La mayoría de las parejas no están juntas todo el día debido a que el hombre sale al trabajo y la esposa se ocupa de los niños en casa. Así que cuando usted llegue a casa y su esposa le pregunte acerca de su día, es su manera de tratar de reconectarse con su esposo, después de estar en mundos diferentes. En lugar de un “bien” seco y frío, cuéntele una historia o incluso dos que le harán sentirse bien con respecto de usted.

4.  “¿Qué vas a hacer hoy?” significa “Tengo algunas cosas que quiero que hagas”. No es muy placentero que justo un sábado por la mañana su esposa le haga esa pregunta, pero lo que ella está diciendo es: si no tienes planes realmente importantes, no hagas ninguno, pues tengo una larga lista de cosas que deseo que hagas por mí.

5.  “¿Necesitas ayuda con eso?” significa “Quiero ser parte de tu equipo”. Deseo estar cerca de ti, haciendo lo que sea. Tal vez está usted tratando de arreglar algo y justo en medio de su frustración, su esposa le pregunta si puede ayudar. Usted inmediatamente asume que ella debe estar cuestionando sus habilidades y dudando de sus capacidades. No es cierto, ella simplemente está tratando de ser cariñosa, ofreciendo su ayuda. Así que, en lugar de alejarla, deje que le apoye en lo que sea que esté haciendo.


6.  “No tienes que darme nada para mi cumpleaños” significa “Sí quiero algo, pero quiero que tomes la iniciativa para escoger un regalo”. Las mujeres esperan que su esposo sea detallista, además pierde todo sentido de sorpresa que su esposa tenga que decirle qué desea para su cumpleaños. Recuerde que un regalo es una gran forma de demostrarle cuánto la conoce y la ama. Así que piense bien y esfuércese en darle un regalo que ella no olvide. Y si no tiene ni idea de qué puede ser, pregunte a alguna amiga de su esposa.


Un padre: el modelo de hombre que su hija buscará

Para una hija, recibir el amor de su papá es algo enorme. Como él la trata, marcará la pauta para muchas otras relaciones en su vida. De seguro que todo muchacho u hombre que ella conozca, automáticamente será medido con su papá y su relación con la relación que tuvo con él.

Su padre será su máximo estándar y el modelo de hombría. Por este motivo es importante que todo padre tenga una relación saludable y constructiva con sus hijas. Piensen en esto padres: si la relación es abierta y cálida, su hija será segura de sí misma y esperará aquellas mismas buenas cualidades del hombre en su vida. Probablemente, tomará buenas decisiones acerca de con quién pasar su tiempo y con quién casarse.

Pero si la relación con su hija es distante o fría, es posible que ella se relacione con los hombres de una manera poco saludable. Ella estará buscando llenar un vacío y obtener algo que nunca tuvo de usted, y puede que esté tan desespera que se conforme con menos de lo mejor, una falsificación, o alguien que le dé atención por razones equivocadas.

Entonces, ¿Cómo puede ser un buen modelo para su hija? He aquí dos breves puntos a tener en cuenta:

1. Sea un oyente activo. Realmente sintonícese no sólo con las palabras de su hija, pero también con sus expresiones, su lenguaje corporal y todo lo demás. Refuerce sus pensamientos positivos, sus sueños e ideales. No se apresure a emitir juicio descalificativo. Escuchar a los hijos demuestra cuánto nos importan ellos.

2. Asegúrese que su hija sepa que usted piensa que es hermosa por dentro y por fuera. Muchas chicas hoy se sienten presionadas a verse de cierta manera, y lamentablemente algunos papás contribuyen a esa presión. Pero nuestras hijas necesitan saber que son hermosas tal como son. No tienen que probar o cambiar nada.

Al mismo tiempo es muy importante la afirmación de su belleza interior. Pase suficiente tiempo con ella, para conocer realmente sus habilidades y fortalezas, de modo que pueda hacerle sinceros cumplidos sobre su sentido del humor, lealtad, coraje, inteligencia o sensibilidad hacia otras personas. Básicamente, papá, busque ganar el corazón de su hija y hacer que ella se sienta amada. Recuerde que casi es su modelo de amor; sólo necesita darle una idea positiva acerca de lo que eso significa.

Algunos consejos prácticos para usted como padre:

  • Siéntese con su hija en su dormitorio, y deje que ella hable por al menos cinco minutos sin interrupciones, mientras comparte acerca de su día. Sólo escuche y luego comparta algo con ella si lo pide acerca de su día.
  • Cuando se relacione con tu hija, en lugar de pensar, “¿Qué respondo aquí?,” pregúntese, “¿Cómo se está sintiendo ahora mismo?”

No permita que el afán del día y del trabajo le robe algo tan preciado en la vida, como es la relación con los hijos y pasar tiempo de calidad con ellos, el mejor regalo que podemos ofrecerles a diario es el tiempo que compartimos con ellos.


Un padre se constituye en el primer héroe de su hijo

Recientemente me encontré con esta fantástica cita sobre los papás: “Para una niña, un padre es su primer amor. Para un niño, un padre es su primer héroe”. Por naturaleza los niños buscan tener súper héroes, a pequeña edad encontrarán héroes en los dibujos animados y en las películas.

Más adelante será en una estrella del deporte, tal vez un famoso actor, o algún músico o cantante. Pero sobre todos ellos, ¿sabía que su niño lo ve a usted como un verdadero héroe? Desde luego que usted no tiene que ganarse ese título, porque llega simplemente por su rol como papá.

Por supuesto, usted puede renunciar a ese título o ignorar las responsabilidades que conlleva el mismo, pero realmente no necesita hacer nada para ser el héroe de su hijo. Él ya le ha dado esa asignación; así que, la pregunta es ¿cómo puede cumplir apropiadamente ese papel?

Papá, ya lo sabe, usted necesita modelar cada día las virtudes que su hijo pueda ver e imitar. Sea noble, comprensivo, valiente, demuestre integridad y fidelidad. Ponga las necesidades de los demás por encima de las suyas; respete a las mujeres y defienda lo que es correcto.

Aquí se trata de ser un modelo y su hijo necesita un ejemplo vivo de lo que significa ser un hombre, un esposo y un padre. La mejor manera de inspirar a nuestros hijos es a través del ejemplo. Sea positivo, incluso al enfrentar un conflicto con los vecinos, con su jefe, o tal vez con la mamá de su hijo, después de un difícil divorcio. Eso lleva a un largo camino de enseñar a su hijo sobre cómo actuar en situaciones difíciles, con determinación heroica.

Sea modelo de coraje y valentía, así su hijo podrá confrontar problemas o comportamientos que él necesita cambiar, y ayúdele a ser responsable. Sea modelo de humildad y coraje cuando pida perdón, si usted ha sido insensible o demasiado duro con él. Sea modelo de cómo amar cuando le demuestre afecto físico, incluso cuando se haga mayor y parezca un poco torpe. También, cuando haga el esfuerzo de escucharle y mantener abiertas las líneas de comunicación.

Estas son algunas formas de ser el héroe de su hijo:

  • Exprésele a su hijo acerca de su deseo de ser un gran papá, y cómo debería ser en el día a día. Pídale a su hijo que “le avise” cualquier momento que usted esté fallando.
  • Lleve a sus hijos a algún refugio o lugar donde puedan hacer un voluntariado. Demuéstrele que la hombría saludable incluye el servir a otros.
  • Si está casado, deje que sus hijos vean que usted ama a su madre. Necesitan ver su compromiso heroico con ella; así obtendrán gran seguridad y además establecerá un buen ejemplo a seguir.

Algunas claves para resolver los problemas matrimoniales

Aun los buenos matrimonios caen en crisis por no tomar en cuenta algunos aspectos indispensables para mantener las relaciones humanas en óptimos niveles. El matrimonio es como un jardín, para que esté hermoso y saludable, se tiene que invertir tiempo, cuidado y trabajo en él.

Aquí tiene algunas estrategias para restaurar un matrimonio en situación problemática:

1. Pida una guía al creador. Es probable que haya empezado su matrimonio haciendo promesas ante Dios. Pídale ayuda mientras usted se compromete a esforzarse para mejorar su relación matrimonial.

2. Rodéese de personas que tengan relaciones saludables. Algunos de los patrones negativos en nuestra relación, involucran a los amigos. Conéctese con parejas que valoren el matrimonio.

3. Escoja amar. Usted pudo haberse enamorado fácilmente, pero el amor a largo plazo es más una elección que una emoción. La elección es un acto de madurez emocional. A diario usted escoge ser paciente, comprensivo y sobre todo perdonar, porque el perdón es la mayor expresión del amor.

4. Actúe como si la felicidad de su cónyuge fuera más importante que la suya propia. Poner a nuestro cónyuge por encima de las otras personas alimenta y fortalece la confianza, la gratitud, la generosidad y el afecto de su pareja hacia usted.

5. Ponga su relación por encima de todo, incluso de sus hijos. El trabajo es importante, pero muchas veces carcome nuestras prioridades. “Eres lo más importante en mi vida” se transforma en “Mi trabajo, el negocio, los hijos, mis padres ancianos, incluso el fútbol o la bebida son lo más importante en mi vida”. El matrimonio no funciona cuando nuestro cónyuge juega un papel secundario. De hecho, los niños más felices son aquellos que tienen padres que se aman el uno al otro y lo demuestran.

6. Empiece de cero, invítela a salir. Asegúrese de recordar por qué lo hizo la primera vez y construya desde allí. ¿Cuándo fue la última vez que hablaron por horas, se tomaron de la mano en el cine, o se besaron detrás de una planta en el centro comercial? Sean simples el uno con el otro. Si no siente hacerlo, hágalo de todas maneras, luego recordará por qué y lo bien que se sintió hacerlo.

7. Cultiven la gratitud mutua. Diga siempre “gracias” por esa taza de café, celebre los aniversarios; dígale cuánto significa para usted que ella cocine esa comida. Hágale cumplidos por su corte de pelo, lave su auto y preste atención a las cosas pequeñas.

8. Busque ayuda profesional. ¿Dice que no tiene finanzas para cubrir? Créame, todo esto ¡es más barato que un divorcio! La mayor parte de la consejería simplemente implica unas pocas sesiones para lograr que la comunicación en su matrimonio fluya otra vez.

9. Siga el consejo con un plan de acción. Así como un programa de entrenamiento físico, el consejo viene con la tarea en casa y un plan de acción a seguir. Elabore un plan, pida a sus amigos de confianza que le ayuden a ser responsable, y luego siga adelante.

10. Cambie los patrones. ¿Siempre llega enojado? Detenga su auto una cuadra antes de llegar a casa y ore acerca de esto. ¿Ella siempre le regaña cuando deja la ropa sucia en el piso? Trate de cambiar, haga el esfuerzo de llevar a la canasta de ropa sucia. ¿Siempre pelea con respecto a la disciplina de sus hijos? Trate de ponerse de acuerdo con su cónyuge antes de disciplinarlos, le aseguro que usted descubrirá que los niños se portan mucho mejor cuando los padres están unidos.

Nunca es tarde para empezar a cambiar, que no le importen los cuarenta años que lleva peleando con su cónyuge, usted puede romper esos patrones de discusión y aprender nuevos hábitos que le ayudarán a tener una relación matrimonial saludable y feliz.